lunes, 20 de febrero de 2017

San Agustinillo

Hace casi un año tenía que visitar San Agustinillo para terminar una certificación de yoga. Por motivos familiares el viaje se retrasó once meses.

Esta vez me fui sola, una semana para practicar yoga, descansar, reencontrarme y echar muchísimo de menos a mi hermosa familia. 

San Agustinillo es un lugar mágico, un pequeño y bonito pueblo con una larga e increíble playa. El ambiente es muy agradable, lleno de pequeños restaurantes y interesantes hoteles, algunos son cabañas en la playa.

En San Agustinillo, el sol sale por el lado izquierdo del mar y se pone por el derecho. ¡¡¡Algo realmente maravilloso!!!

Espero volver a finales de año, esta vez bien acompañada...









Donde comer:
- Luz del Sol - restaurante vegetariano con unos postres crudiveganos excelentes.
- Crepería - justo debajo de Luz del Sol.
- La Mora - buenos desayunos y cenas.
- La Ola - café con tumbonas en la playa.

Donde dormir:
- Aamori Hotel Boutique
- Cabañas Un Sueño
- La Termita

Qué hacer:
- Yoga en Solstice Yoga
- Puesta del Sol en Punta Cometa
- Centro Mexicano de la Tortuga en Mazunte